Sharon Stone revela que se cansó de tener citas

5

Sharon Stone dice que “terminó” con tener citas, y que ahora está concentrada en sí misma y en pasar tiempo con amigos y familiares.

(CNN) –– Sharon Stone reveló que se cansó de tener citas y, en cambio, ahora se concentra en pasar más tiempo con sus amigos y familiares.

La actriz de 62 años, quien se ha divorciado dos veces, habló en «The Drew Barrymore Show». Durante el programa dijo que encuentra las citas «poco sinceras» y que no valen la pena.
«Ya no saldré en citas. He tenido suficiente con las citas», le dijo a Barrymore.
La estrella de «Basic Instinct» agregó que en estos días prefería pasar tiempo sola o con sus amigos y sus tres hijos.
«No quiero ninguna falta de sinceridad, tonterías ni juegos», completó. Y agregó que no «necesita otro niño».
«Simplemente siento que cuando se trata de madurez emocional en las relaciones, los hombres y las mujeres aparentemente se encuentran en diferentes puntos», opinó.
Las relaciones anteriores de Sharon Stone
En 1984, Stone se casó con el productor Michael Greenburg, y la pareja se separó tres años después.
Stone se casó con el periodista estadounidense Phil Bronstein en 1998. La pareja se divorció en 2004.
La vida amorosa de Stone volvió a estar en el centro de atención en diciembre del año pasado, cuando la aplicación de citas Bumble cerró su cuenta porque otros usuarios habían reportado su perfil, creyendo que era falso.
Stone tiene tres hijos. En ese sentido dijo que estaba decidida a asegurarse de que crecieran y fueran emocionalmente maduros.
«Ellos tendrán una especie de conversación de ‘chicos’, y yo estaré parada allí y dirán: ‘No deberíamos estar haciendo esto frente a mamá’. Y yo diré ‘ya saben, no deberían estar haciendo esto uno frente al otro’», completó.
Stone cree que tal comportamiento puede provenir de las percepciones sociales de la masculinidad.
«Hay ciertos malentendidos sobre el poder y lo que significa ser masculino, y lo que significa ser poderoso y lo que significa ser importante», agregó.
«Estoy tratando de enseñarles a mis hijos que las ideas que los hombres han transmitido sobre lo que significa ser poderoso e importante pueden no ser del todo correctas. Y, en última instancia, no beneficiarlos», dijo.

Fuente