Risas cuádruples | La Prensa Panamá

17


Cuatro historias personificadas por cuatro actores.Ese es el concepto de la obra 4×4, en la que participan los actores Simón Tejeira, Daniel Preciado, Michelle Alpizar y Adriana Linares y que se basa en cuatro situaciones en las que la tensión y el estrés están presentes: una madre que le enseña a su hijo a manejar; el ajetreo habitual del productor de un noticiero; una reunión entre el director de una escuela y una peculiar madre de familia; y una ceremonia de premios en la que pasan cosas fuera de lo previsto.“Lo interesante de estas cuatro historias es que todo aquello que puede salir mal, finalmente sale mal, y lo que lo hace aún más gracioso es que hay ciertas situaciones que el público puede relacionar con sus vidas porque, por ejemplo, una mamá se nos acercó y dijo que se sintió muy identificada con la escena del carro e incluso dijo que quería que su hijo viera la obra para que experimente las sensaciones que ella tuvo al enseñarle a manejar”, dijo Alpizar.Por su parte, Tejeira afirmó que la tensión es un ingrediente clave para las comedias de situación y que el trabajo de los actores es transmitir esa tensión de una manera graciosa e incluso, en algunas ocasiones, de una manera que raya en lo absurdo.“Esa tensión que se ve en la obra es como, por ejemplo, el personaje del Guasón, que mientras más le presiones, muchas más serán las posibilidades de que reaccione de manera errática”, comentó la actriz.Las risas están garantizadas con este elenco. Cortesía – Malky ZebedeEsa conexión entre las historias de la obra y los espectadores lleva a que estos establezcan un paralelismo con sus vidas, y no solo lo hacen internamente, en silencio, sino que además lo expresan allí mismo, mientras se produce la obra: murmuran entre ellos, conversan sobre la similitud de las situaciones .“El público disfrutaba con nosotros, hasta el punto que, de alguna manera, interactuaba con lo que estaba pasando en la obra. Esto me demuestra que la gente se relaciona con lo que estamos haciendo y las escenas dan risa, porque la gente entiende y comprende el humor que estamos transmitiendo”, agregó Preciado.Sin embargo, esta sensación de introspección no se limita solamente al público. Los propios actores relacionan algunas características de los personajes que forman parte de las escenas con algún momento que experimentaron en sus vidas.Preciado dijo que si bien no se considera igual de “intenso” que el personaje del productor de un noticiero televisivo, sí sintió empatía en torno al por qué de su estrés, por ejemplo.“Yo estudié producción de cine y televisión en la universidad y parte de mi trabajo era producir programas. Ese nerviosismo lo plasmo en el escenario”, comentó.De igual forma, Tejeira aseguró que la directora de la obra, Malky Zebede, supo escoger muy bien a los cuatro actores que forman parte de la puesta en escena, ya que tienen una buena química entre ellos, que trasluce en el escenario y le hace pasar un buen rato al público.“Cada uno de nosotros acopló muy bien su instinto interiorizado de comedia”, agregó. Una sensación que los acompañó desde que fueron escogidos para participar en 4×4, después de una audición.Por otro lado, Alpizar manifestó su satisfacción por la posibilidad de actuar –que es una de sus mayores pasiones– en medio de la pandemia. “Es la alegría más grande, a pesar de lo diferente que ha sido todo el proceso, desde la convocatoria hasta el cuidado del aforo. Hemos tenido que estar muy pendientes cuando se trata de cuidarnos. El año 2020 nos sirvió para adaptarnos a esta era”, añadió.La obra 4×4 fue estrenada ayer, domingo, y se podrá ver esta semana, de martes a sábado, a las 7:30 p.m. en el Teatro La Plaza.

Fuente