Los minicréditos se encarecen mucho en plena crisis: “Han subido una barbaridad”

6

Los minicréditos están encareciéndose y endureciendo las condiciones de impago justo en un momento de dificultades para la economía de miles de familias españolas debido a la crisis económica derivada de la pandemia.Según un informe de la Asociación de Usuarios Financieros (Asufin) al que ha tenido acceso 20minutos, las empresas prestatarias suben los tipos de interés nominal y las TAE, o precio final, en todos los plazos considerados. Además, las condiciones en caso de impago se endurecen e incluso dos compañías han creado una nueva figura, la comisión de apertura, que encarece aún más el precio final.El año pasado en España se registraron 890.000 préstamos menores de 3.000 euros, según estimaciones de Asufin.¿Qué son los microcréditos?Los minicréditos son préstamos de pequeñas cantidades, que comprenden desde un mínimo de 50 euros hasta un máximo de 1.000 euros a devolver, en plazos muy cortos, como máximo de 90 días y en la mayoría de los casos, 30 días. Es una financiación extraordinaria que pueden ofrecer muy pocas empresas. La forma de pago es a vencimiento, con el abono total de lo solicitado más los intereses que correspondan, al término del plazo.

MicrocréditosHenar de Pedro
Solución cara en caso de imprevistos financierosLos microcréditos puede parecer un producto interesante para determinadas necesidades, como imprevistos o situaciones sobrevenidas que requieren de cierta urgencia, pero conlleva riesgos que el consumidor debe conocer.Por ejemplo, dado el corto plazo por el que se conceden, estos productos se comercializan con unos intereses elevados, que además no están visibles en la publicidad de los mismos. El consumidor sólo conoce el precio exacto en el momento de la firma de la operación.Patricia Suárez, presidenta de Asufin, asegura a este diario que «los minicréditos nunca son una buena solución para endeudarse». «El gancho es que son fáciles de tramitar y que por poca cantidad te saca del apuro, pero es una solución mucho más cara que un préstamo personal normal», subraya.El gancho es que son fáciles de tramitar y que por poca cantidad te saca del apuro, pero es una solución mucho más cara que un préstamo personal normalEn palabras de Suárez, los minicréditos: «Son una mala opción, significa que en el fondo no has gestionado bien tus finanzas, te está costando trabajo llegar a fin de mes y tienes que tirar de estos minicréditos para conseguir llegar».Ganchos para atraer clientesEl primero reclamo que realizan las empresas prestatarias es «disponer del dinero rápidamente en la cuenta, en plazos de entre 24 y 48 horas y, en muchos casos, incluso en el día, con transferencias inmediatas».«El segundo es hacer pensar que su coste es reducido, cuando la realidad demuestra todo lo contrario», recalcan desde Asufin. Por ejemplo, pagar 90 euros por un préstamo de 300 euros, a devolver en un mes, supone afrontar un interés nominal del 360% y una TAE, o precio final, del 2.229,81%, como efecto de combinar coste elevado con plazo corto. Cualquier subida de precios, por pequeña que parezca, se traduce en un notable encarecimiento.Subida de las comisionesEl informe de Asufin evidencia una importante subida de la TAE de todas las cuantías y plazos analizados. «Esto se debe tanto a la subida de los tipos de interés como a la aparición de una nueva figura en los microcréditos, la comisión de apertura, cuya aplicación en las compañías Creditosí y Constante ha dado como resultado una subida de la TAE media del mercado», subrayan.También hay cambios en las cantidades y los plazos. En los importes ofrecidos por las compañías se han producido subidas de los mínimos y bajadas moderadas de los máximos.«Nos ha sorprendido ver la subida escandalosa del año pasado a este», denuncia Patricia Suárez. Al respecto, agrega que el año pasado un préstamo de 900 euros podía alcanzar el 370% TAE y ahora llega al 2.010% TAE.Nos ha sorprendido ver la subida escandalosa del año pasado a este«Ha subido una barbaridad, pasas de pagar 8,97 euros de intereses a 53,75 euros», indica la presidenta de Asufin.Mucha más comisión que las tarjetas de crédito

Tarjeta de créditoCANVA / LA INFORMACIÓN
El minicrédito con un plazo de 30 días de devolución anota una TAE del 3.436,80%, que se traduce en 103 euros de intereses para un préstamo de 300 euros, según el inform de Asufin.Si comparamos este precio con el medio de las tarjetas de crédito en España, del 17,51%, según datos del mes de marzo, supone pagar 196,3 veces más.Con respecto a los préstamos personales de 1 a 5 años, la diferencia es mucho mayor. Si lo comparamos con su TAE media de marzo, del 7,52%, supone asumir un coste un 456,2 veces superior. «La inclusión de una comisión de apertura fija del 10% se convierte en otra práctica muy peligrosa», advierte el estudio, pues «multiplica el coste hasta proporciones que incluso hace imposible usar la TAE como variable adecuada para medir su coste».

Fuente