EE UU supera los 23 millones de casos de coronavirus con una media de 3.300 muertos diarios

28


Estados Unidos alcanzó este miércoles un acumulado de 23.047.409 casos de COVID-19 y 384.277 fallecimientos, según el recuento independiente de la Universidad John Hopkins, en momentos en que la pandemia no da tregua. Las cifras corresponden a la 1.00 h GMT del jueves.El país, el más golpeado del mundo por la pandemia del coronavirus, promedió 3.300 muertes diarias en la última semana, después de registrar este martes otro récord de fallecimientos en un día, 4.327, según los datos recabados por la universidad.El promedio diario de los últimos siete días significa un aumento del 217% desde mediados de noviembre, de acuerdo con la misma fuente, cuyas cifras también apuntan a que los cinco picos más altos de fallecimientos desde el inicio de la pandemia se han registrado en las primeras semanas de 2021.El estado de Nueva York sigue siendo el más golpeado del país por la pandemia con 40.192 muertos, seguido por Texas (31.272), California (31.258), Florida (23.396) y Nueva Jersey (20.161).Otros estados con un gran número de decesos son Illinois (19.617), Pensilvania (18.412), Michigan (14.336), Massachusetts (13.359) y Georgia (11.803).En cuanto a contagios, California suma 2.822.363 positivos, le sigue Texas con 2.039.114, tercero es Florida con 1.517.472, Nueva York es cuarto con 1.179.266 e Illinois quinto con 1.046.030.Predicciones desbordadasEl balance provisional de fallecidos -384.277- supera con creces la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100.000 y 240.000 muertes a causa de la pandemia.El presidente saliente de EE UU, Donald Trump, rebajó esas estimaciones y se mostró confiado en que la cifra final estaría más bien entre los 50.000 y 60.000 fallecidos, aunque luego auguró hasta 110.000 muertos, un número que también se ha superado de lejos.Por su parte, el Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME, en inglés) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que cuando Trump abandone el poder el próximo 20 de enero habrán muerto 420.000 personas y para el 1 de abril 560.000.

Fuente