SiteLock

Estos son los quince concursantes que han entrado a ‘MasterChef 6’


Jorge, de ‘MasterChef 6’, emocionado por haber entrado en el concurso.
LA 1


Tras superar los castings regionales, treinta afortunados anónimos se enfrentaron anoche en los duelos para ser uno de los quince aspirantes de la sexta edición de MasterChef.

Tras una prueba trepidante en la que pudieron cocinar una receta de su elección, sólo quince de ellos fueron seleccionados por el jurado para convertirse en concursantes, aspirantes como se llaman en MasterChef, de pleno derecho.

Estos son los perfiles de esos quince concursantes, de los que uno ya ha sido eliminado, tras quedar por detrás de sus compañeros en la prueba de exteriores y no ser capaz de imponerse a sus rivales en la prueba de eliminación.

  • Ramón. 41 años (Madrid)

Ramon, de MasterchefUno de los concursantes más perseverantes, pues se había presentado seis veces al casting, nada menos. Es conductor de autobuses de la Empresa Municipal de Transportes de Madrid. Al saber que por fin lograba su objetivo de concursar le dedicó el éxito a sus padres, ya fallecidos.

Marta, de MasterChefÉsta es la edición más sana de MasterChef, dedicado a la cocina saludable y de aprovechamiento, algo que le va que ni pintado a Marta, que es estudiante de nutrición en la Universidad Complutense de Madrid. Fue la primera concursante en conseguir su delantal blanco de aspirante.

  • Toni. 33 años (Valencia)

Este valenciano de profesión del siglo XXI, no en vano es Community Manager, comenzó su andadura en el concurso con dudas, pero su buen hacer en la cocina acabó por imponerse y es uno de los nuevos concursantes del concuso, algo que él aún no se cree.

Ésta va a ser una edición con sabor (como Samantha Vallejo-Nágera diría) internacional. Parte de ese toque se lo dará Oxana, una rusa afincada en Gijón que se ha casado ya cuatro veces y que trabaja como empleada del hogar. Ya hay quien ha querido verle parecido físico con la madre de Rapunzel en la película de Disney.

Cambió su Cuba natal por Pontevedra y ahora, Pontevedra por las cocinas de Masterchef. “Llegué por un gallego que me engañó con el tiempo, nunca vi el sol”, bromeaba la joven que ahora busca un nuevo futuro en el concurso.

  • Fernando. 42 años (Madrid)

Era uno de los más entregados a la causa y a la experiencia de cocinar bajo la tutela del jurado: “he venido a trabajar, a ser humilde y a darlo todo”, decía este bodeguero, que sin embargo se convirtió en el primer expulsado de MasterChef 6.

Este aspirante también es un ejemplo de constancia, pues era la segunda vez que intentaba entrar al concurso de cocina de La 1. Tiene un bar en un barrio de Bilbao y el año pasado llegó incluso a estar entre los aspirantes que cocinaron en plató.

  • Sofía. 20 años (Barcelona)

Su padre es cocinero, así que aunque ella está estudiando Turismo, lo de la cocina siempre lo ha llevado en la sangre. Quizá entrar en el concurso a la primera le ayude con su problema: “cuando repartían autoestima yo estaba lejos”.

  • Víctor. 34 años (Barcelona)

Fue su abuela quien le inculcó el amor por la cocina y a ella le dedicó su triunfo. Este ingeniero de telecomunicaciones de profesión aseguró que posee el don de la sinestesia, que significa que asocia a las personas a sabores concretos, siendo, por ejemplo, el de Samantha el del “refresco de naranja”.

  • Marina. 53 años (Valencia)

No contaba con la confianza de su entorno familiar, pero sí con la suya propia y eso le bastó. Comercial de profesión que su propio marido rechazó contratarla para el local que regenta así que ésto es para ella un “reto personal”.

  • Eva. 42 años. (Barcelona)

Hija de japonés y aragonesa, estuvo casada con un piloto de carreras que ganó en Le Mans, con el que aún tiene en común una hija. Esta comercial aseguró que ya no quiere depender de nadie ni ser conocida por su origen, por lo que viene a ser ella misma.

  • Loli. 71 años (Sevilla).

La veterana de la edición viene pisando fuerte. Además de la cocina le gusta el cante y la jubilación no le ha restado ni un ápice de vitalidad. Estuvo a punto de quedarse fuera del casting final, así que cuando le dijeron que era concursante no dudó en estallar de alegría, tirándose al suelo de la emoción.

Trabaja en el departamento financiero de una gran empresa, pero cuando era niño todo apuntaba a que acabaría teniendo problemas, o así lo atestiguaban los ocho colegios de los que fue expulsado. El “guaperas” de la edición es ahora un tipo habilidoso y centrado, por ejemplo, en la cocina.

  • Daniel. 32 años (Madrid)

Bombero de profesión no podría haber dicho algo diferente de su objetivo en el concurso: quiere “empaparse de cocina”. Es pareja de una conocida concursante de reality, Rebeca, de Gran Hermano 17.

  • Jorge. 27 años (Granada)

El más contestón de la edición, comenzó con una sonada bronca con el jurado de la edición. Sin embargo, aún así tuvo una segunda oportunidad y este estudiante de periodismo y protocolo será concursante de MasterChef 8. Eso sí, comienza con una advertencia, deberá mejorar su comportamiento y respeto por el jurado.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook